Segunda mudanza en Belesar

EL PAÍS

(23/06/2011)

Vecinos de O Saviñao planean aprovechar las obras de Fenosa en la presa para rescatar el campanario de una capilla, conservado bajo el agua 48 años

Toda la gente les preguntaba cómo eran capaces de dormir tan cerca del río, con el ruido de "os cachós". Pero ese amanecer del 2 de enero de 1963 Luisa se despertó precisamente porque no había ruido. Enseguida entendió lo que pasaba. Los cachóns, que allí son cachós, esos saltos que daba el Miño para salvar los desniveles, habían desaparecido tragados por un embalse que iba a ser el más grande de Galicia y terminaría llamándose Belesar. Luisa López Méndez, que tenía 10 años, fue a avisar a su padre, y mientras lo hacía ya se oían las voces de los vecinos, que alertaban desde fuera: ¡Señor Pedro!, ¡señor Pedro, están encorando! Y comenzó el último día vivido en Portomeñe.

Sabían que se aproximaba la partida, pero hasta entonces no habían empezado a hacer la mudanza. Luisa rescató primero sus vestidos. Metió toda su ropa en la cesta con tapas de ir al mercado y la subió al carro. Después fue a ayudar a su padre, porque su madre y su hermano habían marchado hacía un año a Barcelona con la idea de que algún día fuesen todos, empujados por la expropiación. Fenosa pagó 200.000 pesetas por la casa, la bodega, el hórreo, las huertas, los viñedos y algunas parcelas grandes más. No había nada que discutir, nada que negociar.

Aquella mañana, la hidroeléctrica del conde empezó a embalsar y ellos dedicaron las horas de luz a salvar todo lo que pudieron. Los marranos, el maíz, las berzas que estaban crecidas, la mesa del comedor. A las gallinas las metieron en el hórreo mientras sacaban lo demás. La cerda, que estaba enorme, la habían matado casualmente el día anterior. Todavía no estaba despiezada, y su cuerpo muerto pesaba tanto que no podían levantarlo entre la niña y el padre. En plena mudanza, el señor Pedro se puso a descuartizar "la rancha grande" para no perderla.

Prensa | Jueves, 23 Junio 2011 | Coagret

"El agua es un elemento muy movilizador porque se vincula mucho con la vida"

DIARIO DEL ALTO ARAGÓN

(02/06/2011)

Pedro Arrojo, profesor de la Universidad de Zaragoza y coordinador del libro "La rebelión de la montaña"

"El agua es un elemento muy movilizador, no sólo en Aragón, sino en toda España y en el mundo, porque se vincula mucho con la vida". Así comienza a explicar el profesor de la Universidad de Zaragoza Pedro Arrojo la capacidad que ha demostrado el agua para mover a grandes masas de personas haciendo suya una causa que no tenía por qué afectarles de forma directa.

Arrojo, que ha coordinado La rebelión de la montaña, de la colección Nueva Cultura del Agua y que ayer presentó en la Feria del Libro de Huesca, toma como punto de partida dos de las tesis doctorales que ha dirigido, una de ellas leída en la Universidad Autónoma "en la que se abordaba "lo que fueron los casos de Yesa y el Matarraña, dos extremos, porque en uno se alcanzó un acuerdo, y otro de quiebra de diálogo y mala resolución", y una segunda en la que una alumna de la Universidad mexicana de Guadalajara abundaba, entre otros casos, en el de Biscarrués.

"El caso es que las dos tesis eran complementarias y acabé haciendo este librito con la esencia de las contribuciones de ambas tesis. Y lo que viene a hacer es un poco un repaso y un análisis histórico de lo que ha sido este fenómeno, que dio lugar incluso a esa bandera que luego a hecho fortuna a nivel internacional y que nace en Aragón en torno a esa nueva cultura del agua".

Arrojo se refiere a "esa rebelión de pueblos pequeños, de montaña, la mayoría de ellos en el Pirineo aragonés, que pasaron de ser grupos marginales, con muy poca fuerza, muy poca capacidad de presión y de expresión, a convertirse en un movimiento ciudadano de trascendencia internacional".

"Se trata de ver qué pasó y, sobre todo, esa historia y su análisis, cómo consiguen organizar esas manifestaciones que sacaron a las calles a un millón de personas en apenas un año", circunstancia que, a su juicio, responde a varias claves. "Por una parte, la necesidad de un cambio en las políticas hidráulicas que nos venían heredadas de teorías, planteamientos y teorías de hace más de un siglo", dejando atrás los enfoques del regeneracionismo de Costa y apostando por políticas sostenibles para el medio ambiente y eficaces para la economía.

"Y yo creo también que ayudó el hecho de que el movimiento fuera no violento y muy integrador, que se pasara de los afectados, unos pocos pueblos con cientos de vecinos, apenas, a un sentimiento mancomunado de dignidad de la montaña, de dignidad territorial. Entonces los afectados eran miles, con un sentimiento territorial" que reunió "razón y corazón" haciendo crecer con ello la denominada Nueva Cultura del Agua.

Prensa | Jueves, 02 Junio 2011 | Coagret

El vaso del embalse de Yesa sufre cinco terremotos leves

DIARIO DEL ALTO ARAGÓN

(02/06/2011)

Los movimientos, con epicentro en Undués de Lerda, fueron el 26 y 27 de mayo

El vaso del embalse de Yesa se vio sacudido por hasta cinco terremotos de pequeña intensidad, entre los días 26 y 27 de mayo, es decir, el jueves y el viernes de la pasada semana. Los movimientos sísmicos, cuyo epicentro fue la localidad de Undués de Lerda, tuvieron, por suerte, una intensidad baja, de entre 0,9 y 1,1 grados, aunque vuelven a poner en alerta a los vecinos de la Alta Zaragoza, quienes reiteran la peligrosidad de recrecer el pantano.

En concreto, la tierra comenzó a temblar en cuatro ocasiones el pasado jueves día 26, entre las 20,25 y 21,29 horas, en Undués de Lerda, en una región cercana a Yesa, y lo hizo de modo creciente, ya que los terremotos tuvieron una intensidad de 0,7, 0,8, 0,9 y 1,1 grados, respectivamente, según se extrae de los datos tomados por el Servicio de Información Sísmica del Instituto Geográfico Nacional.

En la jornada del viernes, día 27, la zona próxima al embalse volvió a sufrir movimientos. Esta vez, sólo se detectó un único terremoto, a las 10,54 horas, si bien resulta necesario destacar que éste fue el que tuvo una mayor intensidad, al llegar a 1,4 grados, dentro de la escala de magnitud.

La oleada de pequeños seísmos no sólo afectó a la Comarca de la Jacetania, sino que tuvo igualmente incidencia en la fronteriza provincia de Navarra, en la que se detectaron hasta siete terremotos, entre los días 26 y 29, en los términos municipales de Egüés (3), Lizoáin (2), Sarriés y Vidángoz. Cabe destacar que el último movimiento -detectado el día 29, a las 03, 27 horas-, fue el más fuerte, al alcanzar una intensidad de 1,5 grados.

EXISTE PREOCUPACIÓN

Los vecinos y las asociaciones de la Alta Zaragoza muestran su preocupación ante esta sucesión de movimientos sísmicos y alertan asimismo de que los trabajos de recrecimiento del embalse de Yesa pueden hacer que el número de terremotos se vea incrementado durante las próximas fechas.

Desde la Asociación "Río Aragón", de Artieda, su presidente, Luis Solana, explicó que los seísmos acontecidos en la zona esta pasada semana no hacen sino "evidenciar" que la sismicidad "está presente" en el recrecimiento de Yesa, y que se trata de un riesgo que "nos quieren minimizar", desde la instituciones que lo impulsan.

Aunque estos movimientos no se hicieron sentir en otras villas de la región, como la propia Artieda, el hecho de que el epicentro se situara en Undués de Lerda, "en la frontera" del embalse entre Aragón y Navarra, suscita el malestar de los habitantes y se considera "un elemento más de intranquilidad".

Desde la comunidad foral, se denuncia además la circunstancia de que una excavadora y un camión, al menos, estaban trabajando la tarde del día 27, en la zona donde el camino de servicio se deslizó hacia el pantano, justo al lado del vertedero de la obra del recrecimiento situado en ese lugar.

Entre enero y mayo de 2011, el entorno de Yesa registró la "inquietante" cifra de 190 movimientos sísmicos. En su mayoría, los terremotos tuvieron lugar en zonas más cercanas al pantano de Itoiz que al de Yesa.

Prensa | Jueves, 02 Junio 2011 | Coagret

Sesenta colectivos contrarios a la obra se manifestarán el día 15 de mayo

EL PERIÓDICO DE ARAGÓN

(07/05/2011)

Un grupo de casi 60 colectivos y plataformas aragonesas, agrupado en la autodenominada Red de Colectivos de Aragón, ha convocado una manifestación para las 12 del mediodía del domingo 15 de mayo para "exigir el descarte y el impacto ambiental negativo del embalse de Biscarrués y para continuar con nuestra firme oposición a obras como Mularroya y el recrecimiento de Yesa". Para el sábado 14 de mayo tienen previsto también convertir el paseo Independencia y la plaza España en un escaparate ciudadano en el que se darán a conocer algunas reivindicaciones y sugerencias. "Ya hay confirmados más de 20 paneles de distintos colectivos, además de mesas informativas con materiales, animación musical y un debate en la calle sobre la crisis que viene", explicaron ayer los organizadores. La Plataforma Jalón Vivo, una de las convocantes, reiteró ayer "nuestra exigencia de paralización inmediata de las obras, y descarte del pantano de Mularroya". Casi 60 colectivos y plataformas aragonesas conforman ya la autodenominada Red de colectivos de Aragón, que sigue sumando adhesiones de asociaciones vecinales, culturales, sindicatos y plataformas rurales desde distintos territorios aragoneses.

Prensa | Sábado, 07 Mayo 2011 | Coagret

Medio Ambiente abre una nueva consulta acerca de Biscarrués

EL PERIÓDICO DE ARAGÓN

(07/05/2011)

El ministerio ha remitido más informes y ofrece a los opositores un plazo de un mes para contestar.Los regantes posponen cualquier medida hasta después de la celebración de las elecciones.

El Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino ha enviado a las distintas partes implicadas en la construcción el embalse de Biscarrués una nueva memoria informativa para que sea consultada por los afectados y opositores antes de aprobar o no la declaración de impacto ambiental de la obra. La decisión se adoptó en una reunión entre los opositores y la secretaria de Estado de Cambio Climático, Teresa Rivera, celebrada antes de Semana Santa.

En el expediente se incluye toda la nueva documentación aportada este año por el Inaga, el Cedex, la CHE o los expertos contrarios al mismo. El plazo para contestar a estos informes concluye a finales del presente mes, por lo que --si se cumplen las fechas-- la decisión sobre el impacto ambiental se pospondría hasta pasadas las elecciones.

Entre los que han recibido la documentación se encuentra también la Comunidad de Riegos del Alto Aragón, que tenía previsto movilizarse para instar al ministerio a ejecutar la obra, y ha decidido posponer todas sus medidas de presión.

A la vista de esta nueva situación, marcada por el ministerio para desactivar posibles problemas futuros, la decisión definitiva sobre Biscarrués se pospondría. No obstante, el propio presidente aragonés, Marcelino Iglesias, ha asegurado esta misma semana que "en unos días" habría "buenas noticias". De ser así, la división interna en el ministerio sería patente.

HASTA JUNIO El presidente de los regantes del Alto Aragón, César Trillo, admitió ayer que en la documentación recibida se explica que son 30 días hábiles los que deben transcurrir para cerrar el plazo dado por la secretaria de Estado. "Por nuestra parte se mantiene la manifestación aprobada en asamblea", aunque admite que se retrasará hasta junio. En cuanto al contenido de la información enviada, Trillo explica que el ministerio ha incluido los últimos informes favorables elaborados tanto por el Inaga y el Gobierno aragonés, como por la propia Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE).

Se trata, por ejemplo, de la remitida por el Ejecutivo autonómico a Madrid y que remarcaba la importancia de la obra para la regulación del Gállego así como la inexistencia de afecciones ecológicas graves aguas abajo del embalse, por lo que apreciaba un impacto ambiental favorable. Un documento que venía a rebatir a otro previo del Cedex (órgano dependiente del Ministerio de Fomento), también incluido en el expediente ahora recibido, que alertaba de posibles riesgos de deslizamientos de laderas y que concluía que el proyecto no estaba lo suficientemente justificado.

Por su parte, los ecologistas trabajan estos días contrarreloj para estudiar los miles de folios aportados. "Si hay nuevos datos, los estudiaremos y presentaremos las alegaciones oportunas", contesta el presidente de Coagret, Julián Ezquerra. En abril se publicó un documento en contra de la obra firmado por siete expertos en Geografía, Ecología y Economía, afirmando que el proyecto contaba con más inconvenientes que ventajas y que, con argumentos jurídicos, la infraestructura podría ser desautorizada por Bruselas. Su contenido también forma parte de esta nueva memoria.

En cuanto al del Ejecutivo aragonés, se incluían las escasas afecciones a la Red Natura 2000, que no se preveían modificaciones en los caudales mínimos ni impactos de las pequeñas avenidas.

Prensa | Sábado, 07 Mayo 2011 | Coagret
COAGRET :: COordinadora de Afectados por GRandes Embalses y Trasvases Por una Nueva Cultura del Agua, No más pueblos bajo las aguas. RÍOS SIN PRESAS ¡PUEBLOS VIVOS!