III Reunión de la Red Latinoamericana Contra las Represas

ENERGIA Y AGUA PARA LOS PUEBLOS.

más informacion
www.chixoy.orgLink

La Red Latinoamericana contra Represas y por los Ríos, sus Comunidades y el Agua – REDLAR


La Coordinadora de Comunidades Afectadas por la Represa Chixoy - COCAHICH

COVOCAN

A las organizaciones y comunidades campesinas e indígenas afectados directa o indirectamente en la región Latinoamericana y El Caribe por la construcción de represas, la contaminación de ríos y procesos de privatización de la energía eléctrica.

A organizaciones independientes de ecologistas, derechos humanos, grupos y redes organizadas de la sociedad civil que trabajan y se coordinan en la lucha en torno a estas problemáticas.

A La

III Reunión de la Red Latinoamericana Contra la Represas y
por los Ríos, sus Comunidades y el Agua
17 al 21 de octubre de 2005
Cubulco, Baja Verapaz, Guatemala

Con el Objetivo de

Realizar la III Reunión de la Red Latinoamericana contra Represas y por los Ríos, sus comunidades y el Agua, durante cuatro días en Guatemala para analizar, discutir y construir alianzas y estrategias para enfrentar las amenazas a nuestros ríos, comunidades y aguas.

Y Específicamente

·         Consolidar de la Red y sus aspectos operativos (coordinación, página web, etc.)

·         Analizar de las iniciativas de integración como Plan Puebla Panamá e IIRSA, su relación con los Tratados de Libre Comercio, y su rol para impulsar la construcción de represas.

·         Analizar político de los gobiernos en estas iniciativas y su rol como promotores de represas.

·         Mapeo actualizado de las instituciones financieras internacionales, regionales y nacionales y empresas que respaldan la construcción de represas.

·         Evaluación de las luchas en la región, éxitos y fracasos.

·         Elaboración de estrategias comunes hacia un Plan de Acción Continental.

·         Elaboración de una agenda regional.

·         Fortalecer la lucha por la justicia y reparación para los sobrevivientes de las masacres, los desalojos forzados, y otras daños que ocurrieron a causa de la construcción de la represa Chixoy.


¿Por qué esta convocatoria?

La región latinoamericana tiene abundancia de recursos hídricos, sin embargo la distribución no es homogénea y hay gran variabilidad entre subregiones y localidades, así como en términos estacionales. Dos terceras partes del territorio regional se clasifican como áridas o semiáridas. En la última década, los problemas ambientales relacionados con el agua han afectado tanto zonas urbanas como rurales. La contaminación del recurso por sobreexplotación, descargas domésticas e industriales, sustancias químicas, actividades mineras, la apropiación corporativa del recurso hídrico, han ocasionado innumerables problemas de salud. Estos hechos sumados a las actividades humanas que han modificado ecosistemas y alterado estructuralmente los cursos de agua, han contribuido a un deterioro progresivo de la biodiversidad. Los mega proyectos de desarrollo, como hidrovías industriales, los trasvases y proyectos hidroeléctricos han tenido impactos devastadores. Particularmente sobre los ecosistemas hídricos, lo cual afecta la calidad y la disponibilidad del patrimonio natural, particularmente del agua dulce y por consecuencia los medios de sustento de las comunidades asentadas en torno a estos proyectos o aguas abajo.

Se estima que entre 40 y 80 millones de personas han sido desplazadas en el mundo a causa de represas y que un 60 % de los ríos se han visto afectados por represas o desvíos. Tanto en Mesoamérica como en América del Sur, continúan los proyectos de represas y trasvases promocionados por los gobiernos y amparados en procesos de integración impuestos, que responden a abrir mercados para corporaciones y a fomentar negocios privados en desmedro de ecosistemas y pueblos originarios. El Plan Puebla Panamá (PPP), el Sistema de Interconexión Eléctrica para países de América Central (SIEPAC) están entre los proyectos que se acompañan con al menos 340 planes de represas que amenazan unos 170 ríos en la región mesoamericana. Por otro lado, en el 2000 en Brasilia, los doce gobiernos sudamericanos acordaron la adopción de una iniciativa de integración física del territorio, conocida como IIRSA. El BID, la CAF y el FONPLATA participan muy activamente, desde sus inicios, en las principales obras de integración física de los países de América del Sur, sobretodo en los sectores de energía y transporte. Por otro lado existen procesos oficiales internacionales con respecto al tema agua y energía en los cuales el tema represas es punto de agenda. Varios miembros de esta Red y del Movimiento Antirepresas Internacional, trabajaron para que en la Conferencia Internacional “Renovables 2004” realizada en Bonn, Alemania, se excluyera a las grandes represas de la definición de energías renovables. No se logró este punto en esta conferencia, pero es un tema de suma importancia para trabajar en cada uno de los países en las estrategias de incorporación de “energías renovables sustentables”. En marzo de 2006, se realizará en la ciudad de México el 4to Foro Mundial del Agua, evento al cual asistirán las principales compañías constructoras de represas y centrales hidroeléctricas, que las siguen promoviendo como beneficiosas para el desarrollo.



Antecedentes

En 1997 en Curitiba, Brasil, se realizó el Primer Encuentro Internacional de Afectados por Represas promovido por MAB (Movimento de Atingidos por Barragens) e IRN (International Rivers Network) entre otros. Dos años después, en ocasión de encontrarse varias organizaciones de América Latina en la Consulta Regional convocada por la Comisión Mundial de Represas (CMR) en 1999 en la ciudad de San Pablo, Brasil, se realiza una reunión donde participan organizaciones de afectados por represas, diversas organizaciones socioambientales e investigadores, todos con gran protagonismo en campañas y luchas en sus territorios en resistencia a la construcción de represas. Con el objetivo de fortalecer un movimiento latinoamericano en contra de represas, intercambiar experiencias, compartir conocimientos y discutir estrategias de oposición a estos emprendimientos destructivos, pero a la vez también compartir propuestas de preservación y respeto a los ríos y la diversidad cultural, se acuerda crear la Red Latinoamericana contra Represas y por los Ríos, sus Comunidades y el Agua.

En 2000, CENSAT Agua Viva  Amigos de la Tierra Colombia, organiza un evento sobre bosques, hidroeléctricas, embalses, represas, megaproyectos hídricos en Bogotá. Con la presencia de varios miembros de la Red y otras organizaciones presentes, se realiza una Misión Internacional a los territorios de los pueblos indígenas de los Embera Katío (afectados por represa de Urrá sobre el río Sinu) y de los Uwa (pozo petrolero de la Oxydental), con el objetivo de verificar y denunciar a las autoridades responsables y a la prensa internacional, las afectaciones producidas por estos dos emprendimientos.  En ese mismo año la Comisión Mundial de Represas presenta su informe final en Buenos Aires, Argentina, en la sede de la Organización de los Estados Americanos, después de dos años de estudios globales sobre el funcionamiento de las represas. La Red emite un comunicado con amplia repercusión en Latinoamérica con el título de “Afectados por represas exigen una moratoria y reparaciones por los daños ocasionados”. A partir de un proceso iniciado por la Coalición Ríos Vivos hacia su segundo Congreso, dentro de varias actividades planificadas con relación a su programa energía -vinculado a agua e instituciones financieras internacionales-, se propone realizar un evento sobre represas que permita reunir a los miembros de la Red y convoca con MAB y RAE (Red de Asociaciones Ecologistas de Misiones) la II Reunión de la Red Latinoamericana contra Represas y por los Ríos, sus Comunidades y el Agua. La misma se realiza en el 2002 en Posadas, Provincia de Misiones, Argentina, con 70 participantes provenientes de Argentina (38), Paraguay (17), Brasil (9) y el resto de Uruguay, Colombia, Honduras, Guatemala y Chile.

En el 2002 se forma el Movimiento Mesoamericano contra las Represas con su primer encuentro llevado a cabo en Guatemala organizado por una coordinación de comunidades que después organizan como el Frente Petenero contra las Represas; en el 2003 se lleva a cabo en Honduras organizado por COPINH y en el 2004 en El Salvador recibidos por las comunidades del Río Torola.  Paralelamente se inicia la conformación de redes nacionales y en el 2004 se forma el Movimiento Mexicano de Afectados por las Presas y en Defensa de los Ríos (MAPDER). En el 2003 en Rasi Salai, Tailandia, se realiza la Segunda Reunión Internacional de Afectados por Represas y sus Aliados con la participación de una numerosa delegación de Latinoamérica.

Para el año 2005, COCAHICH - después de haber participado los procesos detallados arriba y mientras impulsa una mesa para reparaciones - organiza el III Reunión de la Red Latinoamericana Contra la Represas y por los Ríos, sus Comunidades y el Agua. 



¿Porque en Baja Verapaz, Guatemala?

El Gobierno de Guatemala comenzó la construcción de la Represa Hidroeléctrica de Chixoy en 1975, en un supuesto esfuerzo de llevar electricidad disponible, barata y en abundancia al país.  También el Gobierno de Guatemala afirmó que un objetivo del reasentamiento del Proyecto fue para “una mejora de las condiciones de vida de la población en el área del proyecto”.  Entre 1975 y 1985, el Banco Mundial y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) hicieron prestamos al Gobierno militar de Guatemala que contaba con el respaldo de Estados Unidos para apoyar el Proyecto de la Represa Chixoy canalizando $350,000,000 millones de dólares.  El proyecto no hubiera sido posible sin la participación del Banco Mundial y el Banco Interamericano de Desarrollo durante los peores años de terrorismo de estado y genocidio quienes ejercieron supervisión directa sobre el proyecto.  Por miedo de los asesinatos, torturas y grandes masacres que estaba realizando el gobierno militar de Guatemala, la mayoría de las 22 comunidades afectadas por el embalse no exigieron el respeto de sus derechos en el momento, pero la aldea de Río Negro no acepta los ofrecimientos del Gobierno genocida.  Entre febrero y septiembre del año 1982, 440 pobladores de Río Negro fueron asesinados en una serie de masacres debido a su resistencia pacifica de ser desplazados.  Poco después de la última masacre, la tierra y la ahora destruida comunidad Maya – achí de Río Negro fue inundada con las demás comunidades afectadas.  El supuesto proceso de reasentamiento les dejo sin la posibilidad de hacer una vida digna como lo que tenian en la cuenca del Rio Chixoy y hoy en dia la gran mayoría de sobrevivientes viven en condiciones de pobreza endémica. A pesar de todo, siguen exigiendo la reparación de los daños provocados por la hidroeléctrica Chixoy, como hacen otras comunidades afectadas por represas en todo el mundo, lo cual es una de las recomendaciones de la CMR.



¿Qué llevar y cómo ir?

Es importante la coordinación con las redes y organizaciones de tu país vinculadas a la Red. En la página web www.chixoy.orgLink irá apareciendo la información práctica y logística del encuentro así como los enlaces.
Internacional | Lunes, 13 Junio 2005 | Coagret
COAGRET :: COordinadora de Afectados por GRandes Embalses y Trasvases Por una Nueva Cultura del Agua, No más pueblos bajo las aguas. RÍOS SIN PRESAS ¡PUEBLOS VIVOS!